Desaprender y reaprender | Carlota García 9 meses ago

Desaprender y reaprender

Soy Carlota García y en el post de hoy te cuento cómo reprogramar nuestro cerebro y desaprender conductas que no suponen nada positivo

Decía Alvin Toffler que «los analfabetos del siglo XXI no solo serán aquellos que no sepan leer y escribir, sino aquellos que no sepan aprender, desaprender y reaprender». ¿Y que significa esto? Soltar tus comportamientos que no te suponen nada positivo y adquirir conductas que te dirijan en el camino al éxito.

Aprender, desaprender, reaprender como ciclo constante.

– ¿Para qué? Para reprogramar nuestro cerebro, para superar ansiedades y bloqueos, para hacer nuestros comportamientos más eficaces y saludables, para potenciar tus habilidades, para mejorar la vida.

– ¿Eso se puede? Si. Claro. Con autoconocimiento. Mirada interior. Y apertura mental.

– ¿Es desaprender olvidar lo aprendido? Para nada. Desaprender no es antónimo de aprender. Desaprender es sinónimo de cuestionar lo aprendido desde la experiencia, romper nuestros esquemas, revisar lo que si nos funciona y lo que ya no lo hace como lo hizo en un tiempo atrás.

Y como sé que no es tan fácil decirlo cómo hacerlo, te dejo a continuación 7 pautas claves para incorporar este hábito positivo a tu rutina de excelencia:

  1. Ojo como te hablas. La comunicación es la vía principal para poder realizar cambios en tu forma de pensar y actuar.
  2. Tu mapa mental no es el territorio. Es decir, tu mapa mental es la realidad generada por tu experiencia y emociones. Tu mapa mental es el responsable de tus conductas. Y habitualmente esta lejos de ajustarse a la realidad como tal. Se consciente que tus patrones de conducta distorsionan la realidad.
  3. ¿Qué filtros utilizas para asimilar la información? Es decir, ¿qué papel juegan tus emociones en el proceso de asimilar la información?. He aquí la profundidad al punto anterior. Identificar tus estímulos y cómo influyen en tu conducta será clave para reconocer la distorsión entre tu mapa y la realidad.
  4. ¿Cómo procesas esa información? ¿Qué sentidos son tus preferidos para canalizar la realidad? Utilizamos los sentidos como herramientas de autoconocimiento y autogestión. Si sabemos cuales nos son útiles en cada momento, podemos potenciarlos como recursos exitosos.
  5. Casi el 90 % de tu comunicación representa tu conducta no verbal. Pon atención a tus movimientos. A las herramientas no verbales que utilizas. Sal del piloto automático. Todo influye.
  6. Autocrítica positiva. Premia darte cuenta de lo que no te funciona. Asume el error y conviértelo en oportunidad. Invierte tiempo en conocerte. Pregúntate qué sientes en vez de en qué haces.
  7. Transforma tu rigidez en oportunidades. Sal de tu zona de confort, cambia las gafas con las que sueles apreciar lo que ocurre para obtener realidades diferentes. Prueba lo incomodo. Intégralo. Ahí obtendrás crisis con puertas abiertas al cambio.

Estamos demasiado habituados a aprender desde el conflicto, a que duela, a soportar situaciones límites por evitar abrirnos a nuevas perspectivas. A nuevos modelos de pensar. De hacer. De percibir.

Hoy tienes la capacidad de anticiparte al agotamiento, a crecer reorganizando tus definiciones de éxito. Conecta con tu sentir.

Commenting is Disabled on Desaprender y reaprender | Carlota García